Arte barroco: Características generales

Plaza San Pedro - Vaticano
Plaza San Pedro - Vaticano


El término barroco aparece en el siglo XVIII y su origen parece derivar de "barrueco", nombre dado una perla de forma irregular.

Actualmente entendemos por barroco el estilo que a lo largo del siglo XVII y parte del XVIII aparece en Italia y se extiende por Europa, con un lenguaje propio y complejo.

Entre sus características generales podemos señalar:

Frente al equilibrio del renacimiento, el barroco se caracteriza por el dinamismo (movimiento). Se imponen las líneas curvas, el desequilibrio, y se busca la ilusión óptica y el engaño. En cuanto a la luz, se le da efecto para provocar al espectador y se forman contrastes.

Bernini
Es la interrelación más perfecta de las tres artes (arquitectura, escultura y pintura) ya que los combina todos. 

En su conjunto, se convierte en la manifestación de los tres poderes establecidos: la Iglesia, la monarquía y la burguesía. Por lo tanto, tiene una gran carga ideológica.

En el barroco no se debe hacer sólo un estudio individualizado de las obras, sino analizar también su interrelación y buscar el arte globalizador de todas las manifestaciones artísticas que se dan en ese momento.

Bernini es el máximo exponente de esta corriente integradora, que está presente en la mayoría de sus obras.

11 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada